Apprendiendo a apprender...

Autor

Carlos Caballero
Imagen de Carlos Caballero

25 de febrero de 2014

 

Creo que la curiosidad es uno de los aspectos más interesantes de la psique humana. Gracias a ella, la humanidad ha avanzado y hemos llegado al progreso actual. Sin la curiosidad, la vida no se enriquece y las personas no se desarrollan.

El ser humano es curioso por naturaleza y siempre se pregunta cosas, "¿cómo se hace esto?", "¿para qué sirve aquello?", "¿de dónde sale...?", etc. Gracias a este 'sentimiento', buscamos y buscamos hasta encontrar las respuestas. Y cuando las hallamos, resulta que aprendemos. Este es, para mí, uno de los pilares básicos del aprendizaje. 

Aprender no significa estudiar inmensos rollos, grandes textos o literaturas. Aprender es obtener respuestas y poder aplicarlas a nuestra realidad. "Esto funciona así y a mí me sirve para aquello..."

Así, vemos que podemos 'liberar' nuestra curiosidad por todas las cosas que nos rodean y nos interesan; no sólo por temas del trabajo o de problemas cotidiano como "ganar dinero" o "influir en la gente". Ser curiosos, y poner empeño en ello, preguntarse, no dejar de cuestionarlo todo y no quedarnos únicamente con la primera respuesta que hallemos. Profundizar, y hacerlo sobre todo hasta entenderlo bien.

Esta es la mejor forma de aprender, entender los conceptos y los procesos.